La primavera, un momento clave en el viñedo

La Asociación de enólogos Enoduero analiza el estado actual en la Ribera del Duero

En un año en el que la climatología “viene un poco rara”; las miradas están puestas hoy más que nunca, en los termómetros. “Estamos en un momento clave en el viñedo porque aunque por ahora las temperaturas están siendo suaves por el día y frías en la noche, si se suavizan las madrugadas se puede adelantar la brotación y eso sería un problema por el riesgo de heladas”, explica José Nuño, presidente de la Asociación enológica de la Ribera del Duero, Enoduero, con la mirada puesta en abril de 2017 cuando una histórica helada arrasó la mitad de la cosecha de la Denominación de Origen.

Una brotación que ahora comienza, con la subida de las temperaturas. Justo es el momento en que las raíces comienzan a absorber el agua produciendo, al subir la savia, los lloros de la vid. “Estamos todos un poco a la expectativa porque este año la climatología viene un tanto extraña y tras ver en marzo temperaturas algo más altas de lo normal, confiamos en que no se cumpla el refrán de `Cuando marzo mayea, mayo marcea´,  porque sería un problema”, apunta Nuño.

Ya en bodega, convencidos de que la digitalización se ha convertido en una herramienta básica en el funcionamiento de las instalaciones elaboradoras, Enoduero ha organizado junto a su empresa colaboradora, Sigena, una interesante jornada sobre el presente y futuro de las bodegas inteligentes.  “La digitalización es ya un hecho en la mayoría de bodegas pero quedan matices importantes que pueden ser muy útiles de cara a controlar con exactitud la humedad, por ejemplo, y la temperatura en las naves de crianza”, destaca el presidente de Enoduero.

Para el gerente de Sigena, una empresa que trabaja a día de hoy con las bodegas más importantes del país de la mano de Siemens, lo importante del software Wine Cloud es la información pormenorizada que proporciona a cada perfil de la bodega, desde el enólogo, hasta el encargado de viña o el director. “Supone un antes y un después en la gestión”, afirma el director, Mauricio Laorga.

Enoduero es una asociación sin ánimo de lucro que lleva doce años dando voz a un gremio decisivo en el mundo vitivinícola. Actualmente supera los cien socios.

¿Te ha gustado la noticia?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.